fbpx

Las clases de inglés o de cualquier idioma, se suelen centrar sobre todo en aprender las reglas gramaticales a la perfección.

La gramática es importante. Quien diga lo contrario miente, quizá porque quiera ser un profe más moderno o innovador. Pero, aunque es importante, no lo es todo.

Existen otros aspectos que son igual o más relevantes como la fluidez, la comprensión, la capacidad de hacerse entender, la entonación, la cultura que rodea el idioma, la experiencia en sí, la confianza que tiene el interlocutor al producir su mensaje…

Es por eso que, como profesora de inglés, planifico al detalle mis estrategias y planeo cuál es la función que busco con cada una de ellas.

A continuación, te muestro 10 estrategias TOP para las clases de inglés, tanto en adolescentes como en niños.

1. Total Physical Response

Si ya habéis leído mi post sobre Total Physical Response es probable que ya conozcáis muchos de los beneficios que aporta esta técnica a tu clase. Esta Técnica para el aprendizaje de idiomas se centra en relacionar palabras con gestos o movimientos para facilitar la adquisición de la lengua.

Con esta estrategia logramos que los alumnos participen aun cuando no están preparados para producir oralmente una respuesta. Además, ayuda a dinamizar las actividades y dar un toque de movimiento a las sesiones.

No me voy a explayar explicando esta técnica porque tienes una lectura muy completa en mi otro post, te invito a que pases a echarle un vistazo.

También puedes descargarte gratuitamente este pack con 5 juegos con Total Physical Response

total physical response
PARA INFANTIL O EDUCACIÓN PRIMARIA

2. Prompting y Scaffolding

Estas dos técnicas pueden parecer similares, sin embargo, tienen una función distinta.

Prompting consiste en dar apoyos para que el alumno dé con una respuesta determinada, es decir, estamos conduciendo al alumno a producir aquello que esperamos que produzca, como el nombre de un objeto o la contestación a una pregunta cerrada. Consiste en proporcionar un estímulo que ayude a los alumnos a acceder al significado de una palabra.

Sin embargo, scaffolding es como construir unos andamios para que el alumno pueda expresarse comunicando aquello que no es capaz en otro idioma. Es apoyar al alumno a expresar lo que tiene en mente. Una buena forma es pre-enseñar el vocabulario, usar gestos asociado a palabras, “chunking” o romper las frases en trocitos más asumibles, parar y reflexionar sobre una frase clave en un texto, hacer preguntas…

Si bien el segundo ayuda a reflexionar, el primero es igualmente necesario cuando aprendemos un idioma, porque nos ayuda con la parte de memorización y concreción que es una parte esencial a la hora de hablar en otra lengua.

Para utilizar estas estrategias podemos ayudarnos de materiales como flashcards, carteles, realia, de gestos, movimientos, preguntas, intervenciones verbales nuestras o incluso de otros alumnos.

3. Tiempo de espera

Ya sé que me repito más que un bocata de pimientos, pero: NO TENEMOS TANTA PRISA.

Es cierto que tenemos que cumplir con un currículo o tenemos que llegar a cierta página X día del mes para poder cumplir con nuestros objetivos. Pero, ¿no es nuestro objetivo que los alumnos acaben produciendo el target language y se exprese en otro idioma? ¿no es mejor lograr esto que estar al día con la programación?

Entonces debemos darles tiempo.

No es tarea fácil comprender una pregunta, encontrar una respuesta correcta, reestructurarla a un formato adecuado para el idioma que queremos hablar y, finalmente producirla con una pronunciación y entonación satisfactoria.

Además, muchos alumnos con falta de confianza en sí mismos necesitan un poquito más de tiempo para poder responder. O niños con necesidades especiales, como TDAH, que se beneficiarán de tener un momento para razonar en vez de tirar de impulsividad.

Cuidado y no caigas en lo cómodo, en preguntar siempre al mismo alumno porque sea él o ella quien levante la mano antes. Trata de preguntar a todos. Que sepan que puede tocarles responder y se mantengan atentos y activos. Un tip que me funciona muy bien personalmente, es avisar al alumno antes de lanzar una pregunta.

¿Se queda callado demasiado tiempo? No pases a otro alumno o no des la respuesta aún. Explica de nuevo. Usa las otras estrategias: prompting, scaffolding y TPR.

En definitiva, dales espacio para pensar y tiempo de emitir su respuesta. No queremos pillar desprevenidos a nuestros estudiantes, queremos que desarrollen su capacidad de razonar, utilizando los conocimientos que ya poseen, y se vayan soltando con el idioma.

rutinas estrategias ingles

4. Rutinas

Son E-S-E-N-C-I-A-L-E-S.

Lo que enseñes en las rutinas va a ser un aprendizaje bastante consolidado y fuerte, porque lo repetirás con mucha frecuencia, si no es todos los días.

Las rutinas son prácticas que se repiten de una sesión didáctica a otra con el fin de que los alumnos anticipen las actividades y sepan cómo actuar en cada momento del día.

Y los alumnos de ESL (o de cualquier otro idioma) florecen con rutinas y estructuras fijas. Estas estructuras liberan espacio mental, dejando espacio para aprendizajes nuevos o para arraigar mejor los que ya tienen.

¡Ojo! No digo que toda la sesión tenga que ser fijo y repetitivo, pero las rutinas siempre han de estar presente. Por ejemplo:

  • Los saludos y despedidas diarias.
  • En la asamblea preguntar el estado anímico de los alumnos y que tengan que contestar con frases completas, o trabajar el clima con canciones, contar cuantos alumnos están en clase…
  • Cambiando de ambiente para hacer Speakings o Listenings.
  • Escribir en un cuaderno 3-5 palabras nuevas que hayan aprendido sin poder consultar sus apuntes.
  • Al final de la sesión compartir aprendizajes o aportar una frase sobre lo que han aprendido: “Hoy he aprendido a decir…”
estrategias ingles organizacion

5. Aprendizaje significativo

Si aprendemos nuestra lengua materna en un contexto y de forma significativa…

¿Por qué enseñamos otros idiomas de forma aislada?

Conectar el contenido a experiencias previas de los alumnos no solo ayuda a que comprendan mejor el contenido, sino que, ayuda a que lo retengan mejor en su memoria. Por eso trato que en mis clases el contenido sea importante y relevante para ellos planteándome estas preguntas:

  • ¿Es contenido personalizado? Muchos contenidos de los libros de texto son ajenos a los niños y niñas de hoy en día. Busca un terreno que dominen y con el que puedan realizar conexiones en su lengua materna.
  • ¿Es importante? Aunque en nuestro libro de texto ponga la palabra “parasailing”… ¿cuántos alumnos realizan o quieren realizar este deporte? ¿Es necesario incidir en este contenido y preguntarlo en examen o podemos utilizar ese tiempo para tratar otra cosa? Siendo realistas, accedemos a diccionarios en 3 clicks. Que una palabra salga en el libro de texto no lo hace relevante para nuestros alumnos o para el mundo.
  • ¿Aporta al alumno? Si un contenido es demasiado fácil, el alumno no aprenderá mucho, si es demasiado difícil se frustrará y tampoco le ayudará. Tratemos que el aprendizaje sea un reto que el estudiante pueda lograr.
prompting estrategias ingles

6. Aprendizaje Multimodal

¡La enseñanza multimodal en todos los ámbitos educativos, por favor!

Exponer a los alumnos a distintas estrategias y canales de información no solo permite dinamizar las clases haciéndolas amenas y significativas, sino que también es la mejor forma de aprender.

Nuestro cerebro está hecho para recibir y procesar estos estímulos y convertirlos en aprendizajes duraderos.

En la clase de inglés, no solo vamos a usar materiales variados, sino las actividades que vamos a hacer van a ser diferentes, dinámicas y con un papel muy activo por parte de los alumnos. Aunque también habrá actividades más pasivas y de reflexión. En definitiva: hay que experimentar el contenido de formas diversas.

7. Enseñar los Súper 7

Los super 7 son los verbos que cuando los repetimos numerosas veces a lo largo de las sesiones, ayudan a la comprensión y a la formación de ideas en otro idioma. En otras palabras, nos sirven para expresarnos de forma básica en una lengua extranjera. Estos verbos son:

  • De localización (to be/estar). I am in Barcelona/ Estoy en Barcelona.
  • De existencia (there is;are / Haber). There are some bananas/ Hay unas bananas.
  • Posesión (to have/ tener). I have a sister / Tengo una hermana.
  • Identidad (to be/ ser). I am a girl / Soy una chica.
  • Preferencia (to like/ gustar). I like riding my bike/ Me gusta montar en bicicleta.
  • Movimiento (to go/ ir). I go to the park on Mondays/ Voy al parque los lunes.
  • Volición (to want/ querer). I want to see you/ Quiero verte.

La idea es, en vez de esperar para introducir estos verbos, explicarlos lo antes posible para facilitar la comprensión oral y lectora, además de dar a los alumnos más herramientas para expresas sus ideas en otro idioma.

8. Brain Breaks

Son descansos de 3-5 minutos que, generalmente, implican moverse o desplazarse.

El objetivo es que permitamos que nuestra mente y capacidad de concentración descanse durante unos minutillos para volver al contenido de la lección con más energía, y atención.

En las clases de idioma son doblemente importante. Al estar expuestos a un trabajo constante de decodificación, nuestra mente se satura muy pronto. Es por eso, entre profes de idioma es muy popular utilizar los descansos mentales, ya que permiten a todos tomar un poco de aire y asimilar los aprendizajes nuevos.

En este post de Descansos en el aula y 10 Brain Breaks para las clases online, te doy algunos ejemplos además de explicar los beneficios de utilizar estas dinámicas en tu clase.

9. Apoyarse en el bilingüismo

El bilingüismo (o multilingüismo) es el objetivo final de las clases de idioma.

Hay una multitud de razones por las que puedan ocurrir intervenciones en la L1 (la primera lengua): cuando un alumno no entiende un palabra, el profesor explica alguna instrucción importante a los alumnos, se traduce una palabra, para aclarar dudas de comprensión, gestionar el aula…

Aunque queremos que los alumnos se expresen en el aula en la L2, vamos a facilitar el bilingüismo porque le ayudará a integrar mejor los dos idiomas.

tiempo espera estrategias ingles

10. Disminuir el TTT

Also known as… Teacher’s talking time.

Qué si, a todos nos gusta mucho oírnos hablar. Pero si queremos que nuestros alumnos produzcan un idioma, nosotros tendremos que hablar menos, y ellos tendrán que hablar más. Así de fácil: Ellos son los protagonistas.

Para conseguir que una clase tenga menos TTT y más STT (student talking time) la disposición de la misma tiene que ser una que promueva la participación de los alumnos:

  • Mesas en forma de U
  • En grupos de 4
  • En círculo estilo asamblea

Asimismo, las actividades que propongamos tienen que involucrar participar. Reducir el tiempo de fichas para incorporar más dinámicas, juegos y debates.

Y… lo que he dicho en el punto 3… Dales tiempo de responder, incluso de incluir silencios incómodos. Ya verás como con el tiempo son menos incómodos y más alumnos están llenándolos con sus ideas y opiniones.

Para acabar…

En definitiva, enseñar inglés o francés, dar mates o una clase de educación física no se diferencian tanto: los principios que seguimos son bastante similares:

  • Conectar con nuestros estudiantes, conocer su cultura y crear un clima propicio para aprender
  • Establecer rutinas
  • Hablar de forma clara y comprobar la comprensión
  • Ser dinámico y expresivo
  • Crear lecciones motivadoras y “hands-on” (que implique aprender haciendo)
  • Adaptar las lecciones, ritmo y contenido a la diversidad del aula
  • Incorporar tecnología

¿Cuáles son vuestras estrategias preferidas? Comparte con la Comunidad The Indian Lion

¡Nos leemos manada!

¡SUSCRÍBETE AL BLOG!

Recibe en tu email todas las noticias ;)

Consentimiento

¡Muchas gracias por suscribirte! Revisa tu bandeja de Spam y añádeme a tus contactos.

Pin It on Pinterest